El pan de Dublín

El pan de Dublín

A menudo horneado en casa, el pan de soda debería consumirse únicamente recién hecho (no requiere tueste) y servirse en rebanadas gruesas. Puedes untar sobre él todos los toppings que se te ocurran (y, por supuesto, Nutella®), convirtiéndose así en un aperitivo rico y fácil para cualquier momento del día.

Disfruta nuestros desayunos